Soldados de la libertad

En este 2012 las estadísticas de muerte para un periodista indican que, alrededor del mundo, un periodista muere cada 5 días. Un panorama nada alentador el que vive el sector del periodismo. A eso, hay que sumarle los atentados que el prestigioso periódico El Norte, de Grupo Reforma, sufrió esta segunda semana de julio, que si bien no dejaron pérdidas humanas, literalmente aterrorizan no solo al gremio, sino a los ciudadanos por completo de la ciudad de Monterrey.

En el mismo tópico, les comparto, copia fiel, un texto de un documento que acabo de recibir del Consejo Editorial de Grupo REFORMA y me parece, lo menos, esparcible.

Soldados de la libertad
La historia mundial consigna –con orgullo–
numerosos casos de personas
que han mostrado valentía, talento,
compromiso y sacrificio personal.
Quizá sacaron al bebé de un edificio en llamas.
Tal vez perdieron su vida intentando salvar otra
o defendieron su patria en un conflicto armado.
De estos héroes con frecuencia se dice:
“Dieron su vida por los demás”.
Con gran respeto y admiración nos dirigimos
a otro tipo de acción heroica:
aquélla que es llevada a cabo
por soldados de la libertad.
Ésos que con valentía, talento, compromiso
y disciplina –no en un instante fugaz,
sino en décadas de lucha–
logran una vida mejor para los demás.
Nos referimos a las 3 mil 500 personas
que trabajan en Grupo Reforma,
así como a los Editorialistas y Consejeros.
Los que se esfuerzan por denunciar
las condiciones inaceptables que han llevado
a la desesperación y a la violencia
a muchos de nuestros compatriotas.
Tajantemente declaramos:
Grupo Reforma no ha jugado un papel
en alimentar esas condiciones inaceptables
que llevan a la disfunción, a la injusticia, a la violencia, al crimen y a los cárteles sin ley.
Nuestra hemeroteca está repleta
de valientes investigaciones
y denuncias de complicidades, deshonestidad,
simulaciones e incentivos perversos
que han reducido los espacios
para que más mexicanos tengan
formas honestas de vivir y prosperar.
Quienes conformamos Grupo Reforma
no tenemos la capacidad ni la vocación
de apertrecharnos, ni de enfrentar
la violencia con violencia.
Somos vulnerables; quizá peor,
tercos en cumplir nuestra misión.
Sí es importante, empero, reconocer
que de la suerte de una libertad de prensa
–responsable– dependen otras libertades.
Nuestro destino común
nada tiene de halagüeño sin ellas.
Atentamente,

Consejo Editorial de Grupo REFORMA

 

No puedo sino desear ánimo a todo el personal de todos los medios de comunicación íntegros, fieles a la honestidad y a los hechos.

Ánimo y Orgullo.

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
5 years ago

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*